Blogia
FIRMAS DE FaCES

BVC: ¿barómetro de la economía o válvula de escape cambiaria? / Sary Levy Carciente

BVC: ¿barómetro de la economía o válvula de escape cambiaria? / Sary Levy Carciente

A finales de diciembre 2006,  analistas internacionales mostraban los excelentes resultados que las distintas bolsas latinoamericanas habían ofrecido a sus inversionistas y específicamente sobre la bolsa venezolana se indicaba que era un mercado con un excelente potencial, descuidado por los inversionistas por razones no económicas. No había dejado de ser esto noticia caliente, cuando a raíz de declaraciones presidenciales de estatizar empresas que operan en el sector de los servicios públicos, estos papeles se desplomaron, arrastrando a la bolsa y evidenciando la depreciación de nuestro signo monetario. A los pocos días y tras el anuncio de una eventual compensación a los accionistas de estas empresas los precios de estos papeles se recuperaron parcialmente. Sin embargo las expectativas negativas permanecen y para este jueves 26 de enero el precio del bolívar resultante de las transacciones bursátiles internacionales llegó a  Bid/Ask: 4400/4550.Sin menospreciar el avance que en los últimos períodos ha evidenciado nuestro mercado bursátil, no cabe duda que su comportamiento ha estado muy atado a las políticas macroeconómicas, en particular las fiscales y cambiarias, observándose un crecimiento de los indicadores desde la instauración del control cambiario en febrero del 2003. Esta misma situación se verificó durante el control cambiario de 1994, de donde el movimiento  de la BVC pareciera responder a esquemas de evasión del control más que a un impulso cierto del mercado de capitales nacional.Igual conclusión deriva de la evaluación de los instrumentos transados en la BVC: los de renta variable controlan el mercado hasta el 2001, mientras que en el 2002 y 2003 los de renta fija retoman el control, tras la cancelación de deudas a los profesores universitarios con los llamados VEBONOS; y desde el establecimiento de control cambiario del 2003, se impulsa el mercado de renta variable, en particular de aquellos instrumentos convertibles (ADRs).

El fortalecimiento del mercado bursátil venezolano podría convertirse en mecanismo clave para favorecer la inversión y la rentabilidad de ahorro, pero difícilmente se podrá lograr mientras el gobierno persista en su afán de apertrechar la economía de controles que sólo suman ineficiencias y distorsiones.

PhD, Economista, IIES-FaCES-UCV / Enero 28, 2007

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres