Blogia
FIRMAS DE FaCES

En defensa del padre Gazo / Emeterio Gómez

En defensa del padre Gazo / Emeterio Gómez

"No sólo se puede servir simultáneamente a Dios y al dinero..."

No es cierto, como dice Chávez, que "ser rico es malo"; ni, como dice el padre Gazo, que la opción por los pobres sea "atributo del socialismo y no del capitalismo". Los atributos morales no atañen a los modelos económicos, sino a los hombres que los conforman. Cualquier socialista -¡o capitalista!- puede ser una basura ética. Bill Gates y Warren Buffet están ayudando más a los pobres que todos los socialistas del mundo. Y el Partido Comunista Chino, está reunido en estos días para restaurar la propiedad privada después del fracaso rotundo del Socialismo.

Pero así como no es verdad que ser rico es malo, ni que el capitalismo sea la antítesis de la compasión, tampoco es cierto lo que, según Gazo, dijo Jesucristo: que "no se puede servir al mismo tiempo a dos señores, a Dios y al dinero". Aunque Cristo ya sabía todo lo que Adam Smith diría en La Riquezas de las Naciones, es evidente que no reflexionó sobre las inmensas ventajas que -¡para los pobres!- tienen la acumulación de capital y la tendencia de la tasa de la ganancia a igualarse al costo de oportunidad de la inteligencia humana.

Si Jesús hubiese hecho esa reflexión, habría descubierto que es todo lo contrario: que no sólo se puede servir simultáneamente a Dios y al dinero, sino que mientras más dinero se tiene, mejor se puede servir a Dios ¡y a los pobres! Y si no, que le pregunten a Bill Gates; o -en sentido contrario- a Stalin, Mao y Fidel quienes, por eliminar el dinero y el valor de cambio, condenaron a su gente a la pobreza más extrema.

Pero no se trata de una discusión de teoría económica con Chávez, Gazo o Jesucristo; ni de ponerse a estas alturas a rebatir la ingenuidad e inviabilidad que -en ese plano- corroen al Comunismo. Se trata de defender al padre Gazo. ¡Que algo de razón tiene al decir que Cristo fue un precursor del Socialismo! Es muy endeble negar que el Mártir del Gólgota fuese más afín al Socialismo que al Capitalismo; cuando aquél se asume como lo asume la gente humilde: como la idea hermosa de la solidaridad. O como Gazo noblemente la expresa: "compasión, misericordia y lucha por la justicia y la verdad". Hay en todo esto una inmensa trampa semántica en la que no deberían caer aquellos a los que Gazo adversa.

Pero Chávez y su defensor jesuita tienen un argumento aún más poderoso: es muy endeble negar que Jesucristo habría adversado al capitalismo, si por tal se entiende esta cosa miserable que hoy conocemos: el manejo científico de todos los resortes que la psicología y la publicidad pueden mover, la exacerbación de los instintos más bajos de los hombres para que consuman y consuman hasta convertirse en autómatas.

Ese capitalismo que no sabe sino promover el sexo, la cirugía plástica y las hormonas. Un modelo de sociedad que no ha podido asumir el Amor al Prójimo y la unificación espiritual con los pobres, sino el Business is Business y la Real Politics. Aberraciones que hacen de la moral y la religión asuntos privados, en tanto que de las cuestiones públicas y sociales se ocupan la economía, la política, el derecho ¡y la guerra!

De nada de lo cual se deduce -apreciado padre Gazo- que ese capitalismo miserable no pueda redimirse y generar una poderosa dimensión moral. Aunque sólo sea porque no hay alternativas, porque no hay "Terceras Vías". Porque el Socialismo chavista, atiborrado de Amor al Prójimo, es radicalmente inviable en el plano económico y llevará a Venezuela -igual que a Cuba- a la miseria total.

El Universal, 18-03-2007.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres