Blogia
FIRMAS DE FaCES

Vuelta a Matusalén / Armando Córdova Olivieri

Vuelta a Matusalén / Armando Córdova Olivieri

En la acostumbrada sobremesa de mi casa, mi padre siempre nos habla de algún tema en particular, aderezando la conversación con sus experiencias de la vida. Un tema frecuente  de la sobremesa es uno de los libros favoritos de mi padre: La obra de teatro intitulada Vuelta a Matusalén de George Bernard Shaw. En el prólogo de la mencionada obra, el autor hace un comentario acerca de lo que él considera, es uno de los mayores dramas de la Humanidad. Shaw afirma, que cuando los seres humanos hemos logrado la comprensión cabal del mundo que nos rodea, en ese momento estamos próximos a la muerte, pues esta lúcida circunstancia de nuestras vidas, es probablemente la más efímera de todas, ya que ello sucede cuando hemos logrado la más avanzada de las edades.

Me pregunto si alguna vez, Fidel  Castro conoce la referida obra y si, por su avanzada edad, siente en carne propia el drama que acabamos de referir ¿Cómo sería el mundo con una mayor longevidad de Fidel?

Puedo imaginar su desespero por reivindicar su incasable lucha por la revolución cubana. Ya a poco tiempo del fin de sus días terrenales, debe privar en él la premura de poder ver en vida, la esperanzadora siembra de la semilla de la revolución cubana en tierra venezolana, inyectándole con ello un nuevo aliento al sueño de toda una vida.

Por otra parte, no debemos olvidar que el Presidente Chávez ha confesado en varias oportunidades que está siendo asesorado por Fidel, y hemos visto como esa asesoría está siendo adelantada en tiempo real. El contacto entre nuestro Presidente y su principal asesor muy ágil y frecuente, toda vez que viaja a la isla de Cuba  al menos una vez al mes.

En estas circunstancias la asesoría que Fidel le imparte a nuestro presidente debe estar mediatizada por el drama de Shaw. Es decir, Fidel debe vivir con la premura de poder ver su sueño hecho realidad y por lo tanto, debe ser eficiente y rápido en sus para poder lograrlo. Le queda muy poco tiempo, por lo cual debe estar obligando a su aprendiz ha ser rápido a ser rápido y eficiente en la instrumentación de sus lecciones de gobernabilidad política a la cubana. ¿Será ésta, la explicación de tanto tanto atropello de los acontecimientos? O en otras palabras: ¿Está viviendo nuestro país las consecuencias del drama humano de la  inminente muerte del maestro y del deseo de su fiel pupilo de honrarlo en vida con el resultado de sus acciones?  Un inadecuado ritmo para las cosas, puede resultarle muy peligroso a nuestro Presidente y, lo que es peor, a nuestro puede llevarnos a todos al desastre.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres