Blogia
FIRMAS DE FaCES

transdisciplinarios

A la búsqueda de los votos perdidos / Luis Britto García

A la búsqueda de los votos perdidos / Luis Britto García

1/ Se desconoce el paradero de más de tres millones de electores que el 2006 sufragaron por Chávez y el 2 de diciembre no comparecieron por las urnas.

2/ Se rumora que una cifra importante de ellos fue desviada por la autopista de la desinformación mediática hacia el pantano de la confusión. Colaboraron en el despiste las autoridades de telecomunicaciones, que no impusieron correctivos legales. No impidieron el extravío los medios de servicio público, comunitarios o alternativos, encargados de la señalización del rumbo correcto, los cuales prefirieron informar que no era adecuado el que el adversario indicaba. Urge una Misión que rescate la aplicación de las leyes y otra que implante una política comunicacional efectiva.

3/ Por las trochas del desabastecimiento se rumora que burda de electores cayó del camino real del entusiasmo al barranco de la desgana. El zanjón del acaparamiento impune se tragó a muchos que agotaron recursos y paciencia sin conseguir leche para sus niños. Cavaron la sepultura los buhoneros que iban a ser beneficiados con seguridad social por la Reforma y prefirieron hacer mercado negro con los productos subsidiados. Rellenaron la fosa las autoridades encargadas de castigar la especulación para proteger al consumidor, que más bien protegieron la especulación para castigar al consumidor. Para rescatarlos se precisa una política alimentaria que ponga a dieta los monopolios del hambre.

4/ Se sospecha que nutrido contingente de electores quedó extraviado en los laberintos de una burocracia inexpugnable. Sin control del gasto no se cumplen metas. La abstención resultó de una administración que se abstuvo de producir resultados. Si el Estado no favoreció la Reforma, hay que favorecer la Reforma del Estado.

5/ Observadores reportan numerosos electores retenidos en el callejón de la inseguridad. Salir de casa no es fácil cuando no se sabe si se va a regresar a ella. Cuando el malandro anda libre el honrado está preso. El callejón de la inseguridad desemboca por la complicidad policíaca y la corrupción judicial en la autopista de la impunidad, una de las arterias de más alta circulación del país, donde siempre circulan en todas direcciones sin respetar fiscales ni señales ni límites de velocidad ni de carga capitales lavados, golpistas, promotores de casinos, diputados, traficantes de divisas, , propietarios de medios, paracos, cobradores de vacuna, traficantes de drogas, cobradores de comisiones, traficantes de influencias, inversionistas, fariseos, gestores de pasaportes, sicarios, plagiarios de guiones, corruptores de menores y privatizadores de las aguas. Hasta que tales conductas no tengan consecuencias, no tiene el abstencionista que valorar las consecuencias de su conducta.

6/ Sostienen moralistas que más de un elector potencial tropezó en las piedras del mal ejemplo, que abundan. Numerosos votantes juzgaron que no podía conducir al socialismo un camino empedrado con garitos, camionetas hummer, becas para operarse las lolas, maletines con dólares, botellas de whisky de 18 años y demás signos ostentosos de riqueza no trabajada. Harían bien prendiéndoles candela, a ver si dan luz al sendero, en mis noches sin fortuna, iluminando mi cielo, como un rayito claro de luna.

7/ Afirman estrategas que los partidos son los ejércitos de la política, y que no se entra en batalla tras disolver el que se tiene y antes de reunir el que se espera tener. Urge reclutar uno indisoluble.

8/ Sostienen pensadores que la ideología es el cerebro del cuerpo político, y que sin cerebro claro no hay actos precisos.

9/ Añaden Casandras agoreras que gran contingente de votantes se extravió en el desierto del rechazo al socialismo. No debe ser así, pues ningún abstencionista ha sido localizado tratando de pagar por la educación o el cuidado de la salud gratuitos; reclamando cancelar el verdadero precio de los alimentos subsidiados o intentando satisfacer intereses indexados, como deberían hacerlo si en verdad aborrecieran las medidas socialistas. Nadie ha visto empresario intentando devolver créditos blandos, latifundista pagando préstamos agrarios condonados, sifrino restituyendo automóvil popular, motorizado rechazando moto comprada con crédito solidario y mucho menos sin techo rehusando recibir vivienda adjudicada. Tampoco se ha descubierto papi retirando a su hijito de universidad pública porque le impiden pagar matrícula, ni titulares de concesiones del espacio radioeléctrico otorgadas gratuitamente por la República devolviendo sus licencias. El voto contra el socialismo expresado mediante estos instrumentos sinceros fue fijado estadísticamente en la cifra de 0,0%, con error probable de 0.

10/ El colegio de Siquiatras, Sicólogos y Sicoanalistas certifica que numerosos electores potenciales quedaron atrapados en el tremedal del masoquismo, que cuenta con víctimas innumerables. Entre ellas se cuentan todos los trabajadores que ahora están obligados a trabajar dos horas diarias más por no haber votado por la jornada de seis horas; los jóvenes que tendrán que esperar hasta la desesperanza porque sus colegas no se movilizaron para sufragar por el derecho al voto a los 16 años; todos los trabajadores sin patronos que carecerán de seguridad social por no haberse tomado la molestia de salir a votar por ella. Testigos presenciales dan fe de que las víctimas entonaban “Miénteme más, que me hace tu maldad feliz”, el himno de los viciosos del padecimiento y demás teleadictos. Por compasión cristiana se suplica no denunciar su paradero, por temor de la venganza de todos los demás enzanjonados por su culpa, por su culpa, por su grandísima culpa.

11/ Si este elector se perdiere, como suele suceder, ruego a quien me lo encontrare, me lo sepa devolver. Y si no sabe mi nombre, aquí lo voy a poner: me llamo Poder del Pueblo, el verdadero Poder.

Últimas Noticias, Pare de sufrir, 16-12-07. http://www.luisbrittogarcia.blogspot.com/

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Los estudiantes y la ética / Emeterio Gómez

Los estudiantes y la ética / Emeterio Gómez

Qué somos: estudiantes; y qué queremos: libertad. Dos breves preguntas y un impacto comunicacional impecable. Es el milagro de la publicidad, que le permite a los chamos transmitir un mensaje profundo con tan solo dos frases. A tales fines, ese par de preguntas son más que suficientes. Pero a los fines de desarrollarse como líderes políticos y, más aún, de abordar a fondo la dimensión humana que han asumido como central -¡la ética!- tal vez les convenga hacerse algunas preguntas adicionales tales como: ¿En qué época del largo y traumático proceso de evolución de lo humano nos ha tocado vivir? ¿Qué peso tiene la moral en la etapa actual de dicho proceso? ¿Cuán sólida es la perspectiva ética, no sólo de los políticos, sino del hombre en general, en esta era que el azar nos ha reservado? ¿Qué futuro tiene la moral precisamente en este momento en el que transitamos por las aulas?

Si se hicieran esas u otras preguntas similares, nuestros chamos -a pesar del empuje y el entusiasmo- tal vez se sentirían frustrados o desilusionados. No es agradable ir descubriendo, a lo largo de 30 o 40 años, los inmensos ¡¡y fallidos!! esfuerzos que la Civilización Occidental ha hecho para desarrollar en el hombre una dimensión moral sólida. Ni es fácil aceptar que todas las ilusiones éticas generadas por Platón, el Bien, Jesucristo y el Amor al Prójimo han naufragado -¡por ahora!- en los millones de muertos de las dos guerras mundiales, el terrorismo, el nazifascismo, el comunismo y, sobre todo, en esa indiferencia cuasicriminal que los seres humanos sentimos ante la tragedia de las cárceles, ante esa dantesca realidad en la que los reclusos se matan entre sí o, peor aún, en la que las autoridades permiten que los reclusos se maten entre sí.

Tragarse vivos
Pero, más allá del fracaso general de los 2.500 años en los que la Cultura Occidental no ha podido imponer el Bien, la Piedad o el Amor al Prójimo, a nuestros estudiantes no les será fácil asumir la dramática crisis de la Modernidad, la monumental quiebra del Proyecto de Sociedad que Europa postuló en los tres siglos que van del XVI al XVIII. No es fácil tragarse vivos a Nietzsche, Levinas o Dérrida. Ni es nada sencillo -¡¡y menos a los 23 años!!- descubrir que no era en juego lo de que "Dios -y la Razón- han muerto". Al menos el Dios de las creencias dogmáticas, aquel cuya existencia la escolástica medieval pretendiera demostrar racionalmente. Una frase con la que Nietzsche tan sólo quiso expresar la liquidación de la visión ingenua del hombre con la que Parménides, Platón y Aristóteles ilusionaron a la Humanidad.

Los estudiantes universitarios -que tan decisivo papel jugaron en la derrota de Chávez- están dándole al país un poderoso impulso moral. Ellos son, de hecho, una suerte de "ética en vivo", "en acto" o en proceso. No la reflexión sobre la moral, sino la vivencia fresca y sana, la autenticidad de la acción y del querer. La esperanza de rescatar a Venezuela, tanto del absurdo neocomunista ¡¡como de la corrupción de la IV República!! Ojalá ese poderoso empuje juvenil logre asimilar y asumir la profunda crisis moral de Occidente a la que hemos aludido. Ojalá estos valiosos chamos puedan superar el formidable impacto que le amargó la vida a tantos grandes filósofos, el shock que se produce al entrar en contacto con la profunda miseria, aridez y desolación que es el alma humana; a pesar de su inefable hermosura y del infinito Amor al Prójimo que ella es capaz de albergar.

http://www.eluniversal.com/2007/12/16/opi_33999_art_los-estudiantes-y-la_631308.shtml

Petitísimo Larousse del referéndum / Ignacio Ávalos Gutiérrez

Petitísimo Larousse del referéndum / Ignacio Ávalos Gutiérrez

A mi hermano Gabriel

Abstención castigo.  Decisión mediante la cual los chavistas, preocupados por su seguridad en las calles y la inflación, castigaron a un Presidente preocupado por la guerra asimétrica con Estados Unidos.

Autocrítica. Producto escaso en el mercado de la política local.

Baduel. Campeón Nacional de Salto de Talanquera.

Bush. Recurso político más importante del Presidente Chávez.

Carburo. Ingrediente químico mediante el cual se acelera la maduración de los cambures.  Algunos pretenden adaptarlo para hacer madurar la conciencia política y la comprensión de proyectos políticos ambicioso como la reforma.

CNE. Organismo que supo cumplir su misión en  condiciones muy difíciles, propias de telenovela.

Comunismo.  Muerto que goza de buena salud a la hora de meter miedo.

Chip bizarro. Aparatico mediante el cual algunos cerebros leen al revés la realidad, por ejemplo unos resultados electorales,  y concluyen que los hechos se equivocan si no coinciden con la opinión sobre ellos.

Desabastecimiento.  Pequeño descuido administrativo de un gobierno dedicado a  hacer las grandes cosas a las que obliga la épica bolivariana.

Diálogo. Urgencia nacional.

Duda. ¿Todo el poder para el pueblo o todo el poder para Chávez ?  ¿Qué era lo que proponía la reforma?

Ego. Pequeño argentinillo que todos llevamos por dentro. Induce a muchas equivocaciones en la explicación de las derrotas.

Estudiantes. Catalizador del movimiento opositor al referéndum.  Hicieron lo que no hicieron los partidos (gracias a Dios, según algunos voceros de la "anti-política")

Futuro Nacional.  Puede ser muy negro si tirios y troyanos leen mal los resultados del 2 de diciembre.

Geometría del poder. Propuesta matemática mediante la cual se pretende la concentración  del poder.

Grito silencioso.  El de los chavistas que se abstuvieron y decidieron la suerte de la consulta refrendaria.

Guarimbero. Contracara política del motorizado chavista.  Ambos fueron anulados el domingo antepasado.

Huso Horario. Prueba de cómo este país no logra ponerse de acuerdo ni siquiera en la hora.

Ilusión óptica.  Ver lo ocurrido el 2 diciembre como un triunfo de la oposición.

Imperio. Factor que sin duda influyó en la derrota de la reforma, pero con mucho menos eficacia que la Asamblea Nacional, el PSUV, la Hojilla o el propio Presidente Chávez.

Impresionable.  Persona sensible, sentimental, susceptible.  En Venezuela se dice de la persona que no se deja presionar

Invencible. Según Perogrullo, condición que se ostenta hasta que se es derrotado  por primera vez.

Ley Habilitante. Atajo que algunos inconcientes proponen para aprobar lo que la gente rechazo votando contra la reforma.

Mierda. Categoría conceptual mediante el cual se incorpora la escatología a la ciencia política, sobre todo en materia electoral.

Mitin. Reunión de partidarios cuyo tamaño depende del canal que la transmite, Globovisión o el Canal Ocho.

Navidad. Conmemoración del nacimiento del Niño Dios. En Venezuela : época en la que se realizan elecciones de diverso tipo

Oligarca. Condición atribuida a cuatro millones y pico de venezolanos que rechazaron la reforma.

Podemos. Partido con más genitales (ovarios y testículos) dentro del oficialismo.

Pregunta. ¿Cómo habrá votado Diosdado?  ¿Y los gobernadores y los alcaldes?

Primero Justicia. Partido con más genitales (ovarios y testículos) dentro de la oposición.

PSUV. Según Ripley es un partido político suramericano que teniendo seis millones de militantes, saca cuatro millones de votos.

Rangel, José Vicente.  Único político importante que, desde los lados del gobierno, ha planteado una interpretación inteligente de la aritmética electoral.

RCTV. El principio de todo, ¿Quién lo iba a creer?

Retórica.  Dispositivo empleado para gobernar, el cual genera más ruido que nueces.

Revolución. Palabra en cuyo nombre se están cometiendo grandes olvidos.

Socialismo siglo XXI. adivinanza política (todavía)

Traidores.  Tres millones de venezolanos que tuvieron la ocurrencia de no votar como votaron en las elecciones presidenciales del año 2006, tratando, según parece, de defender el "proceso" de los ataques de la reforma

Venezuela. Pías dividido en dos mitades que no se entienden ni se hablan, a pesar de que se necesitan.

Victoria Pírrica.  Siempre y en cualquier circunstancia la victoria del otro, sea en béisbol, en fútbol o en competencias electorales.

Voluntarismo. Concepción según la cual la realidad es mera plastilina y el socialismo es sólo cosa de decretarlo.

El Nacional, miércoles 12 de diciembre de 2007.

Vuelta a Matusalén / Armando Córdova Olivieri

Vuelta a Matusalén / Armando Córdova Olivieri

En la acostumbrada sobremesa de mi casa, mi padre siempre nos habla de algún tema en particular, aderezando la conversación con sus experiencias de la vida. Un tema frecuente  de la sobremesa es uno de los libros favoritos de mi padre: La obra de teatro intitulada Vuelta a Matusalén de George Bernard Shaw. En el prólogo de la mencionada obra, el autor hace un comentario acerca de lo que él considera, es uno de los mayores dramas de la Humanidad. Shaw afirma, que cuando los seres humanos hemos logrado la comprensión cabal del mundo que nos rodea, en ese momento estamos próximos a la muerte, pues esta lúcida circunstancia de nuestras vidas, es probablemente la más efímera de todas, ya que ello sucede cuando hemos logrado la más avanzada de las edades.

Me pregunto si alguna vez, Fidel  Castro conoce la referida obra y si, por su avanzada edad, siente en carne propia el drama que acabamos de referir ¿Cómo sería el mundo con una mayor longevidad de Fidel?

Puedo imaginar su desespero por reivindicar su incasable lucha por la revolución cubana. Ya a poco tiempo del fin de sus días terrenales, debe privar en él la premura de poder ver en vida, la esperanzadora siembra de la semilla de la revolución cubana en tierra venezolana, inyectándole con ello un nuevo aliento al sueño de toda una vida.

Por otra parte, no debemos olvidar que el Presidente Chávez ha confesado en varias oportunidades que está siendo asesorado por Fidel, y hemos visto como esa asesoría está siendo adelantada en tiempo real. El contacto entre nuestro Presidente y su principal asesor muy ágil y frecuente, toda vez que viaja a la isla de Cuba  al menos una vez al mes.

En estas circunstancias la asesoría que Fidel le imparte a nuestro presidente debe estar mediatizada por el drama de Shaw. Es decir, Fidel debe vivir con la premura de poder ver su sueño hecho realidad y por lo tanto, debe ser eficiente y rápido en sus para poder lograrlo. Le queda muy poco tiempo, por lo cual debe estar obligando a su aprendiz ha ser rápido a ser rápido y eficiente en la instrumentación de sus lecciones de gobernabilidad política a la cubana. ¿Será ésta, la explicación de tanto tanto atropello de los acontecimientos? O en otras palabras: ¿Está viviendo nuestro país las consecuencias del drama humano de la  inminente muerte del maestro y del deseo de su fiel pupilo de honrarlo en vida con el resultado de sus acciones?  Un inadecuado ritmo para las cosas, puede resultarle muy peligroso a nuestro Presidente y, lo que es peor, a nuestro puede llevarnos a todos al desastre.

El hombre nuevo... y el viejo / Emeterio Gómez

El hombre nuevo... y el viejo / Emeterio Gómez

Chávez quiere construir -por decreto- el hombre nuevo, precisamente cuando la humanidad empieza a entender las limitaciones y las miserias del hombre viejo¿ es decir ¡¡del ser humano de carne y hueso!! Un querido amigo del curso de los lunes -comentando la primera sesión- nos dice: "Hay frases tuyas que por demasiado enfáticas resultan chocantes: por ejemplo, esa de que el hombre es una miseria, una porquería. Aunque lo sea, tendrías que agregar que somos también entes espirituales y dignos; cercanía de Dios, capaz de la más sublime elevación moral. Intuyo tu interés en enfatizar la porquería, pero ¿por qué no eres un poco más equilibrado? ¿Por qué no darle ilusiones a la gente?".

Por una razón muy simple, hermano ¡¡porque no es el momento de reforzar las ilusiones que Occidente nos ha inculcado!! y que condujeron finalmente a la utopía marxista y cheguevarista del hombre nuevo. Es más bien la época ¡de equilibrar! nuestra visión de lo humano, recalcando la miseria profunda que somos. Porque frente a la imagen ilusamente hermosa que tanto Platón como el cristianismo helenizado -o platonizado- han sembrado en el alma del hombre, frente a esa perspectiva optimista que Marta Nussbaum resume en una frase mortal, La fragilidad del bien; frente a todo ello, hay que enfatizar con firmeza la miseria humana. Esa que estalló con virulencia en el siglo XX: en las dos guerras mundiales, el nazifascismo y los holocaustos de Hitler, Stalin, Mao y Pol Pot. Toda esa porquería que otra bella mujer, Hannah Arendt, plasmó en otra frase genial: La banalidad del mal.

Chávez insiste en producir por decreto su hombre nuevo, cuando Occidente empieza a captar -a 127 años de que Nietzsche lo planteara- que todos los esquemas con los que Platón, Aristóteles y el cristianismo helenizado, intentaron comprender al hombre no eran más que eso, conceptos abstractos ¡¡representaciones!! que muy poco tienen que ver con el hombre cotidiano, con la filosofía existencial que a partir de Heidegger pugna por abrirse paso.

Una visión crítica de las tradiciones que pretenden pasar por principios y valores. Recetas éticas con las que intentamos hacerle frente al caudal inefable y misterioso de la vida, ese que puede llevarnos a tener que retractarnos de haber firmado, si de ello depende que un hijo -con un posgrado en el exterior- se desarrolle en toda su plenitud.

Agradezco los mails que ha suscitado mi artículo San Cristóbal. En él sostuve que se puede seguir viviendo -y se puede ser un ente moral- aunque uno se retracte de haber firmado. Que retractarse no sería tan sólo una táctica miserable, pero forzosa, si queremos enfrentarnos a Barreto y al resto de la barbarie chavista, sino que sería además una manera concreta de aproximarnos al paradigma que pugna por brotar de la quiebra profunda de la filosofía helénica y de la civilización occidental.

Razones, todas estas, por las cuales expuse el lunes en nuestro curso de Altamira, la necesidad de pensar el Capitalismo Solidario, no a partir de los generalotes enfoques macroeconómicos, macropolíticos o macrosociales, sino a partir del crecimiento espiritual de los seres humanos que pretendemos construir y participar de una sociedad -¡¡ligeramente!!- nueva. Es decir, no a partir de la política, la economía y el derecho, sino de la religiosidad contenida en nosotros. Porque de lo que se trata es, precisamente, de empezar a repensar esas 3 esferas desde ¡¡la persona y la existencia!!

http://www.eluniversal.com/2007/10/21/opi_33999_art_el-hombre-nuevo...-y_533750.shtml

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

La fiesta del debate / Jonatan Alzuru Aponte

La fiesta del debate / Jonatan Alzuru Aponte

No critique, en Venezuela hay Estado. Lo sé. Es un Estado de ánimo permanente. El clima del Estado en estos días tiene apellido, se llama Debate. Se decretó el debate. La fiesta arrancó. Por favor que no sea mediático, gritaron algunos en cadena de radio y televisión. En mi terreno, balbucearon otros. En la calle debatamos. Por la calle del medio. La plaza del Valle es muy pequeña y la del rectorado es para la élite, el poliedro es muy gobiernero y Altamira es una raya...  El sitio es lo de menos, ponle hora y fecha y le damos...

Y... ¿Cuál es el debate? Bueno de todo. Todo se debate. Desde la libertad de expresión hasta la pertinencia del laboratorio de cuántica, sin dejar de lado, por supuesto, lo vital de las teorías macroeconómicas... También religión y socialismo... Acaso no te habías enterado que todo vale. Eso lo dijo, seriamente, un señor que escribió un libro contra el método... Desde entonces, no hay método... quién dijo miedo. ¡Todos a debatir!

¿Quiénes participan? Esa es una pregunta absurda y reaccionaria por excluyente. Nuestra constitución lo dice claramente: la democracia es protagónica y participativa. En la fiesta del debate no hay exclusión. Todos los nacionales, nacionalizados y extranjeros están invitados, exceptuando a los traidores de la América Precolombina.

Si la cosa es educación superior, acábalos con tu experiencia. Es muy sencillo. Tú sabes de eso porque tienes la vivencia.  No te dejaron entrar al hijo mayor y por eso se volvió drogo, en cambio la chama que estudia medicina se sacó la lotería, pero son demasiados años. Eso debe reducirse. Esa carrera es práctica, yo siempre lo he dicho. Mucha teoría es pérdida de tiempo. Además, estudian enfermedades que jamás llegan a los hospitales, cómo para qué. ¿Qué tanto dan? El farmaceuta de la esquina es un galeno y no estudió ni un semestre de medicina. Participa en lo que se refiere a nuevos ingresos, duración de las carreras y en el compromiso social de la educación, estoy seguro que sales bien parado.

A mi del debate lo que mi interesa es que no exista el comunismo. Estoy harto de socialistas. En ese debate soy un peso pluma. Porque de lo que se trata es de defender principios, el de libertad por ejemplo. ¿Acaso tú eres liberal? Desde chiquito soy libre, no me calo a nadie. Neoliberal no, porque soy católico y el Papa Juan Pablo II condenó esa vaina. ¿Leído? No chico, no se necesita leer para saber que se ama la libertad. Marx fue el culpable de la debacle de la Unión Soviética. Bueno, qué importa si es Stalin o Lenin o Fidel o Engels o Gramsci o ese tal Habermas que me nombras también. Todo es lo mismo, no importa el siglo, ni el lugar, ni el libro, todo lo que huele a rojo es mierda y punto. Yo sé de ese asunto. He visto en Miami el sufrimiento de los cubanos exilados. Por cierto, ¿Cuándo es el debate?

¿Tú crees que debemos debatir cómo se hace una operación de corazón abierto? Te pregunto porque yo tengo experiencia en el asunto, dos infartos y una válvula artificial. Camarada no exagerar con la vida. Esa certeza queda en pie, cuando todo se derrumba. Además, para hablar franco, eso es un asunto de decisión. Te explicaré la distinción entre decisión y debate.

Hemos debatido hasta el cansancio. Eso es bueno. La nueva onda terapéutica anti-estrés se funda en la debatología, la ciencia del debate como experiencia catártica para aliviar la contractura muscular, las disociaciones psicóticas, cansancio, agotamiento y fatiga política. Cura hasta las huelgas de cerebro. Eso tiene su fundamento en la Grecia antigua.  ¿Las decisiones?... Una cosa es el debate y otro asunto son las decisiones que se toman.  Tal distinción es un imperativo. Porque las decisiones son cosas de sabios, eso lo sabe el mundo desde Platón. En eso no hay discusión. El sabio es aquel que puede salvar al cosmos, cambia el curso de la historia, se entrega a la patria, rescata a la humanidad, eso no es para mortales que duermen ocho horas, trabajan diez y tienen niños. Las decisiones son para la gente excepcional. Los elegidos pues. En nuestro caso el Nazareno, Mahoma, el Libertador y su reencarnación son los verdaderos comandantes de la revolución.

La fiesta del debate parece un teatro mal escrito, a medio camino, entre el surrealismo y el absurdo. Lo curioso del asunto es que la realidad supera a la ficción. Al parecer, el intelecto está de año sabático. Pero debemos ser optimista y empezar de nuevo: ¿Cuál es el debate?

El ABC de la filosofía / Emeterio Gómez

El ABC de la filosofía / Emeterio Gómez No preguntemos, por favor, que para qué estudiar algo que ya fracasó

Definitivamente, nuestra pretensión de aupar una reflexión moral en Venezuela está cobrando cuerpo, crecen las posibilidades de parir un "Proyecto de Sociedad" capaz de derrotar -intelectual y espiritualmente- al socialismo del siglo XXI. Porque el Capitalismo Solidario no es, como pudiera creerse, una mera propuesta económica. Para insuflarle al capital una dimensión ética tenemos primero los seres humanos que elevar en algo nuestra condición moral. El mercado y el capitalismo surgieron -en los últimos 4.000 y 400 años, respectivamente- como realidades naturales y salvajes ¡porque los hombres no hemos pasado de ser entes naturales y salvajes, "imagen y semejanza" no de Dios sino de las !bestias! ¿Qué podemos pedirle al capitalismo y al mercado si nosotros no hemos podido acceder a la dimensión moral?

Perdón por la digresión; decía que nuestra pretensión de aupar una reflexión moral en Venezuela está cobrando cuerpo: crece la demanda por mi Taller de Ética, este artículo matriz de El Universal cada vez se publica en más diarios del interior; Rocío, la jefa suprema, está crecientemente contenta con mi trabajo y, sobre todo, por estos días -auspiciado por Súmate- empiezo a recorrer el país, todo el país, esa Venezuela profunda, preciosa y querida, con la tarea de divulgar una reflexión básica sobre la moral. ¡Se aceptan envidias!

Por todo ello, por ese cúmulo de éxitos y de buenos augurios, me atrevo finalmente a algo que he venido tanteando desde hace rato: ¡convertir este artículo en una cátedra permanente de Introducción a la Filosofía y, lo esencial, a la Religiosidad! Dicha cátedra está dirigida a todos los lectores, no es necesario inscribirse en mis talleres¿ pero de repente ayuda. El próximo arranca en octubre, estén pendientes.

El ABC del que parte nuestra reflexión es la crisis terminal que vive la Filosofía Occidental, su incapacidad ¡luego de 2.500 años de esfuerzos! para entender la naturaleza de lo humano: que no se puede captar en conceptos, precisamente, porque no pertenece a la esfera de la naturaleza. Porque lo humano ¡que es básicamente la moral! nada tiene que ver con lo natural, ni menos aún con lo racional. El punto de partida elemental para empezar a estudiar filosofía es entender que ésta llegó ya a su final, que fracasó en la tarea de descifrar el enigma insondable que es lo humano. Idea esta que ya asomamos la semana pasada, pero que hoy podemos redondear. Y no preguntemos, por favor, que para qué estudiar algo que ya fracasó: la filosofía es un hermoso training para el desarrollo del espíritu y para su posterior intuición.

La "razón" de aquel fracaso es hoy clarísima: la filosofía fue siempre -y no podía ser otra cosa- un conocimiento, un saber, el "amor a la sabiduría" que traduce su nombre; la comprensión estrictamente racional de una realidad dada, definida, finita, estable, permanente¿ ¡y, sobre todo, exterior al espíritu! Pero ocurre que éste -sin duda el objeto básico de estudio de la Filosofía-, ese "ente" que se constituye alrededor de la moral, no es una realidad que pueda ser co- nocida por la razón, no es un objeto dado, definido, finito, permanente o determinado que pueda ser captado por el conocimiento. Por una "razón" muy sencilla que analizaremos en nuestro próximo artículo: porque cualquier conocimiento o saber que tengamos de nuestro espíritu altera el "Ser" de éste, con lo cual ¡inevitablemente! lo torna incognoscible, inasible o inefable.

http://www.eluniversal.com/2007/08/12/opi_33999_art_el-abc-de-la-filosof_390877.shtml

"Unidad de dispersión" / Emeterio Gómez

"Unidad de dispersión" / Emeterio Gómez Intentemos entre todos elevar un poco nuestro manejo de la filosofía

Publicado por el vicerrectorado académico de la ULA, es el último libro de Alberto Rosales, sin duda uno de los valores fundamentales de la filosofía en Venezuela y nuestro profesor de Kant, Husserl y Heidegger por muchos años en la Universidad Simón Bolívar. Vaya para él mi agradecimiento eterno por lo mucho que le debo. Porque buena parte de lo que soy se constituyó estudiando bajo su orientación. Desde aquel primer curso sobre la Piedad en Platón, cuando apenas teníamos 30 años.

El reencuentro con Rosales -luego de una década sin vernos- nos refuerza la necesidad de profundizar en la comprensión de Heidegger, sin duda el más grande pensador del siglo XX. El libro que reseñamos es de hecho, para Alberto, un ajuste de cuentas con el gran filósofo alemán, y es mi modesta intención "colearme" respetuosamente en esa confrontación.

Ese reencuentro se produce también en medio de mi eterno problema: en nuestro afán de divulgar la ética y ante la necesidad imperiosa de conectar ese tema con la lucha política y con la barbarie chavista, cada vez es más frecuente la queja de los que asisten a nuestros talleres y nos leen los domingos: trata de bajar un poco el nivel, no podemos entenderte cuando te pones filosófico. Una queja ante la que suelo responder: yo trataré de aterrizar, pero intentemos entre todos subir el nivel de la pista, es decir, tratemos de elevar un poco nuestro manejo de la filosofía. Hay en ella un piso de conceptos básicos que no es tan difícil de "accesar". ¡¡Hagamos juntos el esfuerzo!!

Es en ese contexto que inicio hoy un diálogo con Alberto Rosales: ¡¡tratando al mismo tiempo de llegarle a la gente!! de ayudar a los queridos escuálidos a elevar su compresión de la realidad y su capacidad de enfrentarse a la barbarie chavista.

Mi punto de partida en ese esfuerzo es el siguiente: tal como dice Alberto en su libro, hoy se habla crudamente del final de la filosofía, del cul de sac en el que ésta se haya, de su incapacidad para entender lo humano. Por estos días trabajo intensamente de Heidegger ¿Qué significa pensar? e Identidad y Diferencia; y basta asomarse a esas profundidades para comprender el porqué de la quiebra de la filosofía y de su indudable final: Heidegger se niega férreamente a abordar la dimensión moral del hombre. No por algún perjuicio o aprehensión, sino tal vez porque la filosofía de ninguna manera puede asumir esa tarea. Porque -tal como Alberto enfatiza- aquélla tiene como meta desentrañar la verdad ¡¡y en el plano de la moral no hay ninguna verdad!!, es decir, ninguna de carácter conceptual; porque tal vez la verdad moral sólo tenga sentido en la existencia, un plano al cual -pese a los esfuerzos existencialistas de Heidegger- no tenemos acceso¿ racional.

Todo un rollo que parece muy abstracto -¡¡ánimo amigos escuálidos!!- pero que es ultraelemental: Platón fundó la filosofía sobre la base estricta de la matemática, terreno en el cual la Verdad es inapelable; y Aristóteles le aplicó Platón a la naturaleza, donde la Verdad todavía conserva buena parte de su fuerza.

Porque en ambos terrenos las subjetividades no cuentan¿ o cuentan muy poco. ¡¡Pero hasta allí llegó la filosofía!! los restantes 2.300 años han sido tan solo -como alguien dijo de Platón- notas al pie de página de aquellos dos grandes filósofos.

Esfuerzos fallidos -incluidos los suyos- por encontrar en el plano de la moral algo parecido a las verdades y los conceptos que sin duda valen para la matemática y la naturaleza.

http://www.eluniversal.com/2007/08/05/opi_33999_art_unidad-de-dispersio_384361.shtml

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres